lunes, 28 de diciembre de 2015

SÉPTIMO RAYO: VIOLETA



Día: SÁBADO
Llama: VIOLETA DE MISERICORDIA, COMPASIÓN, INVOCACIÓN, TRANSMUTACIÓN Y LIBERACIÓN
Director: MAESTRO ASCENDIDO SAINT GERMAIN
Arcángel: ZADQUIEL
Complemento: AMATISTA
Elohim: ARTURO
Complemento: DIANA
Actividad: INVOCACIÓN
 Color: VIOLETA

Vamos a comenzar repasando un poco la clase del Cristo. Allí vimos que todos llevamos a Dios dentro del corazón manifestándose como un fuego o una llama triple. Un fuego dorado que es toda la Sabiduría de Dios, un fuego rosado que es todo el Amor de Dios, y un fuego azul que es toda la Voluntad de Dios. Todo ser humano lleva esta Llama Triple dentro, lo que pasa es que algunas personas, debido a la negación de Dios o de nuestro derecho soberano a ser hijos de Dios, no han permitido que las llamas crezcan lo suficiente y están muy pequeñitas, y a causa de las creaciones humanas negativas las hemos envuelto en una cápsula como de acero. Ahora, al pensar positivo, con una actitud diferente, esas llamas comienzan a crecer rápidamente y esa cápsula se rompe y el individuo se inicia a vivir una vida diferente. Si nosotros imaginamos esas tres llamas moviéndose, nos damos cuenta de que si se une la rosada con la azul forman una llama de color violeta.
Y así como la rosa simboliza el Amor y la azul el Poder, la Voluntad de Dios, La Llama Violeta, que es la combinación de esos rayos, viene a producir el perdón, la transmutación, el orden y la libertad.
El culto al fuego ha existido casi desde que el hombre existe. Una de las primeras personas que le rindió culto al fuego fue Zaratustra.
Las fechas que corresponden a la vida de Zarathustra son polémicas, y hay quien dice que vivió miles de años antes de Cristo. El es una persona que ha encarnado muchas veces en la Tierra y su misión ha sido traer a la Tierra el culto al fuego. Pero el fuego como parte de la Divinidad.
El fuego no es solo una candela que vemos que se produce por fricción; existe el fuego interno que es el Cristo Interno, también el fuego del espíritu y también aquello que denominamos las Llamas.
Dios es Luz dice San Juan . Pero si uno hace que la luz pase por un prisma, esa luz se descompone en 7 colores, donde cada color es un aspecto de Dios, y la luz purísima es Dios. Todas las enseñanzas sagradas afirman que Dios es Luz, y si Dios es Luz, toda la descomposición de esa Luz también es Dios. Es que la Luz pura contiene todas las cualidades de Dios y la Luz descompuesta contiene las cualidades de Dios por separado.
La Llama Violeta es un instrumento que los Maestros han enviado a la Tierra para ayudar a la humanidad a disolver todas sus dificultades. Todos han oído hablar del pecado, el mal karma, la mala suerte, y vemos mucha gente viviendo mal a causa de esto.
Los Maestros han querido que la humanidad sepa que la combinación interna de tu Rayo Rosa y de tu Rayo Azul produce ese Rayo Violeta que tiene el poder de disolver y de consumir todos los errores cometidos por ti en esta vida y en existencias pasadas, así como los errores cometidos por toda la humanidad. Este Rayo Violeta te ayuda a disolver ese gran peso ocasionado por el pecado, el mal Karma o la llamada mala suerte.
Resulta que el pecado, el mal Karma, la mala suerte han sumido a la humanidad en una negatividad espantosa contra la cual la gente misma se siente impotente. Sabes que esa vida negativa oscura, hace que todo el planeta esté oscuro y que no haya luz; que vivir una vida positiva produce luz y que si comienzas a trabajar por la disolución del mal que hay en la Tierra, de lo que llaman pecado, mal karma, mala suerte, negativamente, le estás prestando un servicio inmenso a la Tierra. Las enseñanzas, los conocimientos de esta índole ayudan a hacer luz sobre esa situación tan pesada de la humanidad.
Son siete los colores de los Rayos que existen en Dios. Cada color tiene una cualidad, un poder, y una actividad. Uno de esos colores es el color violeta, cuya cualidad extraordinaria es la del perdón, la transmutación, el orden y la liberación.
¿Qué importancia tiene el perdón dentro de nuestras vidas?. ¿Saben que un alto porcentaje de las enfermedades que sufrimos son el producto de no perdonar?. El rencor es el cáncer del alma. Cuando tú no perdonas a alguien, se te forma como una llagua en tus cuerpos sutiles y se puede convertir en una llaga inmensa que te puede destruir, y a la larga se puede manifestar en tu cuerpo físico como una enfermedad. 
Arcángel Zadkiel del Rayo Violeta.



AMADÍSIMA PRESENCIA DE DIOS, "YO SOY" en mí. ¡Hoy estoy renovado! Hoy estoy vivo con esa vida majestuosa dada a mí por el Padre. Por la vida que usé mal ayer, invoco la Ley del Perdón y acepto la poderosa actividad de la Llama Violeta Trasmutadora, ya que Hoy, dentro de mi mágico manto de Luz, mi impasable anillo de Llama, poseo los dones de vida divina, sin mancilla, puros, limpios. Hoy puedo convertirme en lo que Dios tiene dispuesto. "Mi Ser Crístico en acción, pues YO SOY la conciencia Crística ahora manifestada y eternamente sostenida. Mantenme sellado en un pilar de Fuego Violeta que trascienda toda humana creación en , a través, con contorno mío, o aquello que se me está devolviendo, buscando redención, hasta que yo sea enteramente liberado y ascendido.


Otros trabajadores del Rayo Violeta

MAESTRO ZARATHUSRA

SEÑORA PORTIA DIOSA DE LA LIBERTAD Y OPORTUNIDAD

MADRE MERCEDES
SEÑORA AQUARIA


AMADO KAMAMURA
MADRE ALEXA







PRÍNCIPE OROMASIS ELEMENTAL DEL FUEGO VIOLETA

AMADA SENGEN SAMA











No hay comentarios:

Publicar un comentario